Restaura Unity a su estado inicial

Si eres usuario de Ubuntu, y te decantaste por Unity, es posible que acostumbrado a modificar y personalizar tu Sistema Operativo, no obtuvieras el resultado que esperabas. También puede darse el caso que nos comentaba un lector a través de nuestro formulario de contacto, en el que nos explicaba que después de instalar una aplicación en Wine y desinstalarla posteriormente, le  siguían apareciendo los correspondientes iconos en el Dash.

Para hacer frente a ambos problemas, disponemos de la opción de dejar Unity como lo teníamos al realizar la instalación de Ubuntu, es decir, iconos, tamaño de estos, comportamiento del lanzador, etc., y que conseguiremos abriendo un terminal y tecleando:

unity --reset  

Si lo que quieres es simplemente tener los iconos del lanzador como venían al instalar Ubuntu bastará con:

unity --reset-icons




Nota:
Tanto con la primera como con la segunda orden es posible que aparentemente perdamos los paneles, aunque acaben apareciendo. Si surge algún problema con ellos, es recomendable cerrar la sesión o reiniciar el entorno gráfico manualmente, e incluso reiniciar.

Supongo que poco a poco Unity acabará siendo más personalizable, evitándonos los destrozos que podamos ocasionar en busca de estos cambios.

Saludos.

Comments are closed.